El grano de mostaza

El grano de mostaza es un ejemplo/parábola de Jesús para hacernos descubrir la acción divina. No es un Dios marketinero al estilo de los comerciantes o políticos. Le basta lo pequeño para obrar allí lo grande

Meditación del Evangelio de Hoy: Lucas 13,18-21

Jesús dijo entonces: «¿A qué se parece el Reino de Dios? ¿Con qué podré compararlo?
Se parece a un grano de mostaza que un hombre sembró en su huerta; creció, se convirtió en un arbusto y los pájaros del cielo se cobijaron en sus ramas».
Dijo también: «¿Con qué podré comparar el Reino de Dios?
Se parece a un poco de levadura que una mujer mezcló con gran cantidad de harina, hasta que fermentó toda la masa».

Una reflexión en video sobre el grano de mostaza